Yerno
XAIME RAMALLAL

El hombre sufría ya hipotermia cuando lo rescataron y fue trasladado al hospital.


25 de Noviembre de 2017

El yerno del pescador deportivo de Avilés fallecido en la zona de Punta da Mansa, en la costa de Xove, fue trasladado al Hospital da Costa tras llegar a medio día a Celeiro, a bordo de la embarcación Ana Belén, que lo rescató a él y a su suegro del mar. Inicialmente parece que estaba previsto que se le diera el alta a lo largo de la tarde de ayer.

Según testimonios recogidos, cuando fue rescatado del mar presentaba fuertes síntomas de hipotermia y anímicamente conmocionado. Había permanecido en el agua una media hora. Buena parte de ese tiempo estuvo abrazado al cuerpo de su suegro, pero llegó un momento en que la faltaron las fuerzas y, exhausto, tuvo que soltarlo. El agua que se le había metido en las botas, haciendo aún más agotadora la tarea. Logró sacárselas, pero cuando llegó el pesquero a su altura ya estaba al límite.

Según ha trascendido, ambos, suegro y yerno, acompañados por un excompañero de su suegro habían llegado esa misma mañana a la comarca para practicar la pesca deportiva. Primero hicieron una parada en algún punto de la cota, entre Burela y San Cibrao y luego se cambiaron a Punta da Mansa (Xove). Allí sobrevino el fatal accidente.

El fallecido, según distintas fuentes, se había prejubilado en primavera de la empresa siderúrgica en la que trabajaba y no era la primera vez que, junto con su terno, había acudido a la costa de Xove a pescar. Parece que se cayó de espaldas golpeándose fuertemente en la cabeza con las rocas. El amigo, al percatarse de lo ocurrido alertó al yerno. Según manifestó posteriormente, él no sabía nadar y poco o nada podía resolver si se tiraba al mar para socorrerlo. Antes bien, hubiera causado un problema más. Quien si se lanzó fue el yerno. Lo sujetó un buen tiempo, pero tuvo que soltarlo al fallarle las fuerzas. El fuerte golpe en la cabeza posiblemente le causó la muerte, eso lo determinará la autopsia que le iban a practicar hoy por la mañana en Lugo. Lo que sí parece corroborado es que cuando lo izaron al barco ya había fallecido.

Al tercer miembro del grupo lo trasladó por tierra a Celeiro el servicio de seguridad municipal de Xove, que ayer estuvo colaborando en todo lo que pudieron.

Noticia publicada en lavozdegaliacia.es

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here