Corzos

Un vecino de Peñafiel que este fin de semana paseaba por esa zona del cauce informó a la Guardia Civil, que ya investiga el asunto.


23 de Mayo de 2017

Una veintena de cadáveres de corzos flotan en el Duero, junto al canal del Riaza, entre el antiguo restaurante El Empecinado y el cruce de la nacional 122 que encauza el tráfico hacia la localidad burgalesa de Roa de Duero y la vallisoletana de Castrillo de Duero. A unos 9 kilómetros de Peñafiel. Un vecino de Peñafiel que este fin de semana paseaba por esa zona del cauce y que se encontró con los animales muertos, informó a la Guardia Civil del puesto de Peñafiel, la cual, ya investiga este asunto desde hace tiempo.

A la espera del resultado de las pesquisas, el fatal desenlace de los corzos podría ser accidental, al quedar atrapados en el citado canal de riego cuando bajan del monte cercano a beber agua, falleciendo posteriormente.

Noticia publicada en elnortedecastilla.es

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here