Las imágenes de un gran rebaño de muflones estaban quedando espectaculares hasta que un precioso macho decidió poner fin a la grabación.

Por Carlos Vignau

muflón

Los nuevos sistemas de grabación audiovisual, como el uso de drones equipados con cámaras de vídeo, permiten filmar tomas absolutamente espectaculares y nunca vistas. De hecho, son muchos los cazadores aficionados a la fotografía y documentales que los usan para inmortalizar las monterías desde un punto de vista nunca visto.

En el siguiente vídeo observamos como un dron trata de sobrevolar un rebaño de muflones dentro de un recinto cercado. Debe tratarse de algún parque o zoológico porque los carneros comparten terreno con una manada de cebras.

El dron persigue la carrera de los animales y fija su atención en un gran macho. Desciende para grabarle a corta distancia pero el muflón está cansado de posar. De un fuerte brinco, se alza y suelta una coz al dron para detener el rodaje.

Este es el espectacular vídeo:

Un dron consigue grabar a los seis ciervos más grandes que jamás has visto

Son, seguramente, los seis ciervos más grandes que hayan visto tus ojos. El vídeo ha despertado el asombro general en las redes sociales por su descomunal tamaño y por las espectaculares imágenes aéreas conseguidas por un dron a escasos metros de distancia.

Se trata de ciervos rojos de Nueva Zelanda, los ciervos más grandes del mundo. Ninguna otra subespecie de Cervus elaphus puede competir con ellos en tamaño: ni los que habitan en el centro de Europa ni los nuestros, los ibéricos.

Los ciervos más grandes del mundo

Los seis mastodontes paseando tranquilamente por una loma pelada, desde luego les costará pasar desapercibidos con semejante ‘amasijo’ de cuernos. Muchos pueden pensar que se trata de una granja, pero la verdad es que por esas latitudes existen fincas que presentan una calidad de trofeos similar a los protagonistas del vídeo.

Los ciervos más grandes del mundo parecen muy confiados, pero seguro que si intentas un rececho no se te acercan a menos de 1.000 metros de distancia. ¿Te atreves a contar las puntas de alguno de ellos? Coge papel y boli porque te aseguramos que es todo un reto. Para ponértelo fácil, empieza por el ejemplar que se queda más bajo. Parece que le falta un cuerno, por lo que el trabajo de conteo se reduce a la mitad.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.