El increíble escondite de este jabalí que casi le cuesta la vida

jabalí

Una máquina que recogía troncos en un pinar desencamó a un jabalí que se refugiaba debajo de unas ramas recién cortadas. ¡Un poco más y lo pilla con el gancho!

Por Carlos Vignau

jabalí

La habilidad del jabalí para permanecer quieto sin delatar su posición es legendaria. Incluso en durante las monterías los hemos visto aplastarse en un matojo para despistar a la rehala y, cuando los perros han pasado de largo, dar media vuelta y escapar de su acoso.

En este vídeo vemos una máquina trabajando en un pinar. Decenas de troncos serrados se apilan en el suelo, junto a unos montones de ramas. El ruido de las máquinas a pleno rendimiento es enorme.

Un jabalí, maquinaria y un escondite poco seguro

El gancho de una de ellas se abre y desciende decidido para recoger el montón de ramas que hay justo debajo. Es entonces, cuando por sorpresa, irrumpe un cochino a la carrera que descansaba bajo el lecho de pino recién cortado.

No es la primera vez que se encuentran jabalíes en lugares poco comunes y sorprende que después de tanto ruido no huyera antes de la zona. Es impresionante el autocontrol de estos animales, capaces de aguantar petrificados hasta el último momento.

Esta vez la sorpresa no fue el jabalí

En Internet no es difícil encontrar vídeos como el que te mostramos más abajo y en los que los agricultores llegan a detener sus tractores para apartar a las crías de animales salvajes y evitar que sean arrolladas. Un ejemplo de la realidad del mundo rural y sus habitantes, concienciados con la conservación de los ecosistemas.