Una vez al año, los habitantes dogones (Mali) pueden pescar en las aguas sagradas del Lago Antogo. Miles de pescadores se agolpan para llevarse su ración de pescado, y el lago se vacía en cuestión de minutos.


22 de Febrero de 2018

 

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here