Caza un precioso ciervo de 15 puntas con escopeta en una batida en Navarra

ciervo

Este cazador tuvo la fortuna de abatir un bonito macho de ciervo haciendo uso de su escopeta semiautomática y grabó el lance completo.

Los lances de caza enlas clásicas batidas del norte son especiales. El trabajo de los perros es esencial y su latir en la espesura del bosque una de las señas de identidad de este tipo de jornadas cinegéticas.

Allí, es habitual que los jabalíes sean los protagonistas de los lances, ofrceciendo a los cazadores lances cargados de tensión y adrenalina.

Pero en este caso, los cochinos dejan paso al ciervo. En el vídeo que vas a ver a continuación, subido en el canal de YouTube Caza y pesca, puedes ver como un cazador graba una jornada de caza en batida.

Se encuentra apostado en un prado, al borde de un frondoso bosque en el que no dejan de ladrar los perros. Intenta localizar con la mirada la posible salida del animal cuando de pronto, un precioso ejemplar de ciervo irrumpe en el claro.

Va a la carrera por lo que no hay tiempo que perder. Tres balazos de escopeta son suficientes para frenar su huída y que los perros puedan pararlo. Cuando llega a la escena, el cazador se encuentra un ciervo de 15 puntas en un arroyo agarrado por los perros. Además, como se pueden ver en las fotografías que cierran el vídeo, ese mismo día también se cazó otro ciervo realmente bonito.

Un lance espectacular que puedes ver a continuación:

Dos ciervos salen corriendo en una batida y casi atropellan al cazador

Uno de los momentos más emocionantes que puede vivir un cazador es la entrada de un ciervo o de un jabalí en un puesto de montería. 

Las pulsaciones se disparan cuando se escuchan las primeras ladras y los pelos se erizan cuando el monte comienza a romperse. 

Un ejemplo llevado al extremo es lo que está grabado en el siguiente vídeo. En él puedes ver como un cazador graba una batida desde su puesto. El lugar es muy cerrado y si entra algún animal se lo puede encontrar encima. 

De pronto, dos ciervos irrumpen como auténticos trenes de mercancías rompiendo monte y pasan a escasos centímetros del cazador que si llega a chocar con alguno de los dos venados seguro que habría pasado un mal rato. 

Aquí tienes el espectacular vídeo: