Un corzo acude ‘como loco’ al reclamo de un cazador

corzo medalla
Corzo abatido / CC Youtube

El corzo estaba comiendo en un sembrado, el cazador lo empezó a llamar con el reclamo y éste acudió como loco.


Redacción Cosas de Caza y Pesca

El celo de corzo se da en el tiempo estival. Aunque el rececho es la manera más extendida de cazarlo, ayudarse de un reclamo para atraer su atención es algo mágico. Solo los más expertos saben cómo realizar una llamada efectiva para conseguir el lance.

En este vídeo, el cazador tiene localizado un imponente corzo macho. El animal merodea tranquilo por una siembra que ya ha sido segada. Pero escucha un sonido irresistible para él, y sale a buscarlo a la carrera.

El corzo se acerca directo, y cuando ya parece que puede ser la última oportunidad, el blanco que da es muy pequeño. El cérvido se queda parado de pecho, mostrando un blanco muy pequeño. Un corzo ya es un animal de reducido tamaño aun estando de perfil, por lo que de frente hay que ajustar mucho más.

Un disparo rápido

Realiza el disparo y la pieza acusa el tiro, incluso cae antes de desaparecer en la maleza. Un tiro efectivo que seguramente no lo dejará andar demasiados metros. Sin duda, un lance que este cazador no olvidará, tanto por el momento de tensión como por el trofeo que presenta el animal.

En cuanto al reclamo, existen diferentes tipos y diferentes sonidos. Las llamadas que se pueden realizar son el de la cría, la corza adulta llamando, la hembra en celo o la hembra acosada.

Cada uno tiene su manera de reclamar según su experiencia y habilidades. Muchos aseguran que hacerlo en un bosque cerrado es mejor porque el corzo se confía más. Sin embargo otros dicen que en lugares abiertos tienes más visibilidad para disparar.