3 técnicas para descastar conejos con acierto

conejos

Caminando despacio, esperando su carrera o a la sombra de un manzano. Cualquier sitio es bueno para controlar las poblaciones de conejo en tu coto.

Por Carlos Vignau

conejos

1. En pequeños ganchitos a los conejos

Es una manera de involucrar a los más jóvenes del coto. En esta ocasión las armas son para los veteranos, que se colocarán con ella al hombro en las boquillas y valles que forme el terreno.

En cambio, los noveles deben batir el monte, vara en mano para empujar los conejos hasta las posturas. Como en cualquier batida, extrema las precauciones.

2. En mano sin perro

Es la forma más ‘trabajosa’ de descastar tu coto, ya que en la mayoría de las comunidades autónomas está prohibido el uso de canes para levantar los conejos: tendrás que desencamarlos tú mismo.

Procura que las manos no sean muy numerosas, de tres o cuatro cazadores como máximo, para que sea más sencillo controlar la línea y mantener el ritmo de la formación. Comienza a apretar el calor y habrá que medir mejor las fuerzas.

3. Conejos al aguardo

Desde luego no es la modalidad más ética pero quizá la mejor para introducir a los más jóvenes en el mundo de la caza o para aquellos que, ya peinando canas, eligen la comodidad de tu taburete para echar la tarde. Sólo en estos casos sería lógico elegir esta opción.

Colócate en una sombra, con el aire a favor y a una distancia de unos 20 metros de las bocas de los vivares que estén tomados. Alguno asomará a lo largo de la tarde.